Los mejores consejos para alquilar

Novedades

A todos nos gusta viajar, pero más nos gusta hacerlo con total libertad. Escoger los medios de transporte públicos o los tradicionales como el tren, el autobús o el avión es una muy buena idea para llegar de un punto a otro, para desplazarte hacia tu nuevo destino. Pero, ¿qué haces una vez estás allí?

Si quieres moverte sin problemas por la ciudad de destino, la mejor solución es recurrir al alquiler de coche. Existen muchas compañías que te brindan la posibilidad de tener un automóvil durante un tiempo limitado, pudiendo gozar de la libertad que ello implica. Nada de horarios que restrinjan tu posibilidad de desplazamiento, nada de tener que depender de terceros. Coges el coche y vas hacia donde quieras.

Sin embargo, hay ciertos detalles que pueden parecer pequeños y no lo son, cuando hablamos de estos alquileres. Te conviene prestar mucha atención a todo lo que tiene que ver con el automóvil y la empresa que te lo ofrece si no quieres tener problemas a posteriori. Es importante saber de antemano ciertos trucos, ciertos consejos para alquilar un coche de la mejor forma posible.

Cuatro consejos clave para alquilar un automóvil

Todo lo que tiene que ver con el alquiler de coches parece sencillo desde fuera, pero lo cierto es que está rodeado de ciertos aspectos que lo hacen algo complejo. Desde las condiciones del contrato de alquiler hasta las pólizas de seguro o los desperfectos del automóvil, todo eso son elementos que pueden traerte problemas si no tienes cuidado con ellos.

Por eso, para que puedas alquilar con tranquilidad, prepárate para tomar nota, porque te vamos a dar unos consejos esenciales:

¿Qué vehículo necesitas?

Las compañías de alquiler de vehículos suelen contar con un catálogo enorme de opciones en cuanto a coches. Echa un vistazo a todos los que hay y, antes, asegúrate de tener muy claro la clase de vehículo que necesitas para tu viaje.

Si sois pocos, ¿para qué alquilar una furgoneta?. Si sois muchos, ¿qué vas a hacer con un biplaza? Ese es tan solo uno de los puntos a valorar, pero aspectos como la carrocería, el consumo y el tipo de coche son la clave, ya que influyen en el precio considerablemente. Escoge algo que realmente encaje con lo que te haga falta para tu viaje.

Cuidado con las condiciones del contrato

Siempre se dice que hay que leer la letra pequeña del contrato, y eso en los alquileres de automóviles no es que sea recomendable, es que es necesario. No dudes en revisar todas las condiciones que hay para no toparte con sorpresas.

Es posible que se te exija devolver el automóvil con el depósito lleno, que te pidan pagar determinadas tasas o que incluso se exija una antigüedad mínima de carnet o edad mínima para el conductor. Todas estas son variables que debes revisar antes de firmar nada, te ahorrarán importantes problemas.

¿Qué seguro tiene?

Hay que tener especial cuidado con la póliza de seguro contratada para el automóvil de alquiler. De hecho, debes evitar por todos los medios posibles que el coche tenga seguro a terceros, ya que eso te obligará a pagar en caso de accidente.

Intenta, en todo caso, que sea un seguro con franquicia que no supere los 300 euros o, a ser posible, que sea un seguro a todo riesgo sin franquicia. Solo así podrás conducir con total tranquilidad y sin miedo a que le peguen un buen mordisco a tu cartera en el caso de tener algún problema conduciendo.

Revísalo todo al recogerlo

Muchos de los problemas que se dan entre las empresas de alquiler de automóviles y los clientes tienen que ver por supuestos golpes que no se han tenido. Para evitar que te intenten cobrar un daño que el automóvil tenía ya anteriormente, repásalo al dedillo al recogerlo y fotografía cuanto sea necesario.

De esta forma, en el caso de que se te reclame un golpe que no has tenido, podrás demostrar con pruebas gráficas que no fue así y reclamar con total tranquilidad. No es lo habitual, pero sí que hay muchos casos de compañías que intentan engañar a los consumidores de esta forma.

Con todo esto, si sigues a rajatabla estos consejos, es más que posible que te evites muchos de los problemas que se suelen dar con las compañías de alquiler de automóviles. Desafortunadamente, las incidencias acaban sucediendo; pero, de esta forma, evitarás las probabilidades de que tú seas uno de esos clientes que tienen que enfrentarse a la compañía o que tenga que pagar más de lo que esperaba.

Así, podrás disfrutar mucho más de tu viaje y, sobre todo, con la tranquilidad de saber que no vas a tener inconvenientes de ninguna clase. Céntrate en disfrutar, te lo mereces.

Le puede interesar…

¿Te llamamos GRATIS?

[]
1 Step 1
keyboard_arrow_leftPrevious
Nextkeyboard_arrow_right
Menú